Y fue entonces, cuando en 2013, recién separada y sin un euro para continuar, estoy obligada a tomar decisiones. Alguien muy allegado a mí me prestó los primeros 6 mil y el gran tenista Felix Mantilla colabora, gratuitamente, con su nombre ( eternamente agradecida).
Muy cerca de mí tenía a la mejor diseñadora, mi amiga del alma, Silvia Plasín, que a día de hoy sigue siendo mi gran baluarte.
La ilusión, la motivación, el tesón y el intentar hacer las cosas bien ayudaron a que hoy tengamos puntos de venta en USA, Europa y España. Dentro del gran esfuerzo ya empiezo a pensar que cuando se trabaja duro, es posible lograr el objetivo.
Hoy, especialmente, quiero agradecer al equipo Starvie por brindarme la oportunidad de que trabajemos juntos y poder vestir a las mejores jugadoras del mundo.
GRACIAS!!

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar